La montura perfecta

Tener la montura perfecta para cualquier disciplina es una elección importante. La montura tiene que ser equilibrada y correctamente ajustada para evitar lesiones en el caballo. Dar con la montura adecuada no es una tarea fácil. Hay veces que se necesita el asesoramiento del profesional.

Hay unas pautas básicas a tener en cuenta. Principalmente es buscar la comodidad y evitar roces al caballo que le derivarían a complicaciones mayores como eczemas o heridas. Y por supuesto que el jinete se sienta cómodo y pueda realizar las disciplinas sin contratiempos.


La montura perfecta tiene que repartir el peso del jinete de una manera uniforme por todas y cada una de las zonas donde se apoyan los bastes. Es decir, con el centro de gravedad en la parte más profunda de la montura, de manera que el jinete, cuando esté a caballo, pueda mantener una posición en equilibrio. A la vez que, hay que prestar especial atención en que el caballo se sienta cómodo con su montura, puesto que tiene una correlación directa con su rendimiento.

A tener en cuenta

Por ejemplo, una montura equilibrada el centro de la zona del asiento debe de estar en paralelo al suelo. Es lo que llamamos que la montura esté en equilibrio, para que el jinete mantenga su centro de gravedad.

En el borren delantero el espacio libre a la cruz debe ser de 2-3 dedos en la cruz normal, mientras que la cruz ancha tendrá más espacio y la cruz alta tendrá menos. Ha de haber espacio libre en todas las zonas, no sólo en la parte superior. El ancho del canal central debe ser lo suficientemente amplio como para no interferir con los procesos de movimiento de la columna vertebral o la musculatura de la espalda del caballo.

Y sobre todo el ancho del armazón debe ser lo suficientemente amplio como para que la montura se ajuste correctamente durante el movimiento dinámico del caballo.


Categorías

Caballos

Desde muy pequeña me di cuenta que los animales son esas criaturas maravillosas con las cuales puedes ver el mundo desde otra perspectiva hasta el punto de llegar aprender mucho de su comportamiento. El mundo animal es tan fascinante como el humano y muchos de ellos te dan amor, compañía, fidelidad y sobre todo te enseñan que durante muchos momentos te pueden dejar sin aliento. Soy una enamorada de ciertas especies animales, como los caballos, y por eso estoy aquí, dispuesta a compartir este maravilloso mundo ¿Te apuntas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.