Caballos de rejoneo

Aunque a día de hoy cada vez son más los que piden la abolición de la tauromaquia, todavía es muy popular el toreo con caballos de rejoneo. Sin embargo, este deporte es muy peligroso, tanto para el jinete como para su animal. De hecho, sólo aquellos más valientes y que pueden controlar a su equino fácilmente lo pueden practicar, ya que hay mucho en juego cuando se tiene un toro delante.

Pero, ¿qué son exactamente los caballos de rejoneo? ¿Qué entrenamiento siguen? Descubre todo esto y más a continuación.

¿Qué son los caballos de rejoneo?

Son caballos que han sido entrenados para llevar a un jinete que toreará al toro. Si tenemos en cuenta que el toro es un animal que está armado con dos cuernos muy fuertes y que puede volverse muy agresivo (y más cuando su vida corre peligro), podemos hacernos una idea de la templanza que debe de tener la persona que guíe al caballo, el cual tiene un instinto de supervivencia muy grande pues en la naturaleza es él la presa y no el cazador.

Por este motivo, no todos los caballos son aptos para torear. Han de ser rápidos, pero también tranquilos. Así pues, se suelen escoger los siguientes:

Caballo andaluz

Es un animal al que se le conoce como caballo español o Pura Raza Española (PRE) cuyo origen se encuentra en Andalucía (España). Mide entre los 153 y los 175 cm de altura, siendo la hembra más baja que el macho. Posee un cuello fuerte y arqueado, ojos vivaces, una cola esbelta y un porte orgulloso. Es rápido y resistente.

Caballo inglés

Es un animal cuyo origen se encuentra en la Inglaterra del siglo XVIII, cuando yeguas madres inglesas se cruzaron con sementales árabes, berberiscos y akhal teke importados. Mide alrededor de 163cm de altura, con un cuerpo robusto y atlético preparado para recorrer largas distancias. 

¿Cómo es el entrenamiento?

El entrenamiento de los futuros caballos de rejoneo exige mucho tanto al jinete como al propio animal. El primero debe de demostrar al equino que puede confiar en él, al mismo tiempo que lo dirige. Esto sólo se consigue con paciencia y constancia, mucho antes de exponerlo al peligro de un toro (para más información, recomendamos leer este artículo en el que se explica cómo domar a un caballo).

Una vez que el equino ya confía en su jinete, es cuando éste podrá comenzar a entrenarlo para ser un caballo de rejoneo. Para ello, lo que se hace es exponerlo a un toro fabricado normalmente de madera que será movido por otra persona. De esta manera, poco a poco se irá sintiendo cada vez más tranquilo.

Aún así, no podemos olvidar que el miedo es una sensación natural. Por muy entrenado que esté, si ve que su vida corre un serio peligro puede reaccionar huyendo, y por el camino podría dejar caer al jinete. Por este motivo, es muy importante que tanto el caballo como su guía se entiendan y se respeten mutuamente, ya que de lo contrario podrían surgir problemas. Sólo así tanto uno como otro podrán salir ilesos de la plaza cuando se expongan a un toro de verdad.

¿Cómo es el toreo con caballos?

El toreo con caballos se realiza de la siguiente manera:

Primer tercio

Durante esta primera etapa el jinete, a lomos de su caballo, lo que hará será clavarle uno o dos rejones al toro para volverlo más dócil.

Segundo tercio

Durante esta etapa se busca lucirse más y no tanto hacerle daño al toro, por ello sólo se le clavan un máximo de tres pares de banderillas mientras se le torea o se le provoca para esquivar sus envestidas.

Tercer tercio

Es conocido como el de la muerte. El jinete le clavará el rejón de la muerte, de una longitud similar al de una espada. Así, mata al toro o, como mínimo, lo deja agonizando para que el torero acabe con él.

¿Qué opinas de esta disciplina?


Categorías

Disciplinas

Monica Sanchez

Los caballos me encantan desde que era niña. Me parecen unos animales magníficos. Elegantes, fuertes, y muy inteligentes que merecen ser... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.